JUGOS PARA COMBATIR LA ANEMIA. EL #4 ES GENIAL

Los jugos de frutas cítricas y de vegetales de hojas verdes de color oscuro son excelentes para curar la anemia ferropénica, porque son ricos en hierro y en vitamina C, siendo esta última muy importante para ayudar a absorber mejor el hierro.

Estos jugos pueden ser ingeridos diariamente como parte del tratamiento, pero debe recordarse que también es importante el consumo diario de alimentos ricos en hierro como filete de hígado, carne de vaca y yema de huevo. Vea más ejemplos de estos alimentos en: Alimentos ricos en Hierro.

Los mejores jugos para curar la anemia

Estos recetas se deben ingerir inmediatamente después de su preparación para evitar la oxidación de la vitamina C.

Ingredientes del jugo Modo de preparación

Piña + perejil
Licuar: 3 rodajas de piña + 1/2 taza de perejil + 1/2 taza de agua

Naranja + espinaca
Licuar: 1 taza jugo de naranja + 1/2 taza hojas de espinacas

Naranja + berro + fresa
Licuar: 1 taza de berro + 1 taza de jugo de naranja + 6 fresas

Limón + col + brócolis
Licuar: jugo de 2 limones + 2 hojas de col + 1 ramito de brócoli

Piña + zanahoria + aguacate
Licuar: 7 hojas de espinacas + 3 zanahorias + 1/2 aguacate + 1 vaso de agua

Naranja + albaricoque + zacate limón
Licuar: 6 albaricoques + 1 naranja + 1 tallo de zacate limón

Maracuyá o parchita + perejil
Licuar: 1 maracuyá grande + 1 vaso de agua + 2 cucharadas de perejil

Naranja + zanahoria + remolacha
Licuar: 6 naranjas + 1 remolacha + 1 zanahoria

Acerola + col
Licuar: 10 acerolas + 1 hoja de col+ 1/2 vaso de agua

Al consumir 1 de estos jugos por día los síntomas de la anemia como mareo, debilidad y palidez, tienden a desaparecer. Sin embargo, el tratamiento para la anemia también puede hacerse con medicamentos como el sulfato ferroso, en el caso de la anemia ferropénica. Vea otros remedios caseros para la anemia.

READ  Licuados saludables para desinflamar el vientre Naturalmente

Si los síntomas de la anemia permanecen incluso después de la alimentación rica en hierro se debe acudir nuevamente al médico para investigar más a fondo el tipo de anemia que tiene y para iniciar el tratamiento más adecuado, que puede incluir el uso de otros medicamentos como la penicilina o inmunosupresores y, cuando la anemia es muy grave, puede ser necesario realizar una transfusión sanguínea.

Guardar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *